Inicio Juan Benito
 
 


Artículos



ARTÍCULO 381

EL PERIÓDICO DE AQUÍ

El Periódico de Aquí

Volver a El Periódico de Aquí

Volver a Artículos

 
 

EL SERVIDOR MUERTO

 

 
 

En los tiempos que corren, las grandes empresas especializadas dirigen sus objetivos con todo su esfuerzo para poseer la mayor y más potente red social del mundo y con ello, todo el poder social, económico y mediático posible, además del control total de la gente que voluntariamente le ofrecemos toda la información que nos solicitan y, no le damos número de zapato que utilizamos porque no nos lo piden.

Pero cuando estas empresas hablan de los usuarios de sus redes sociales, suelen facilitar datos que, sin decir que sean mentira (aunque se acerca a ella), sí que se pueden ajustar algo más a la realidad ese número de usuarios que facilitan, y en este artículo quiero romper una lanza en honor a esa verdad, pues, aunque se piense que las cifras no pueden variar en exceso, la verdad es que sí que lo hacen y mucho.

A la hora de presentar estadísticas de usuarios de las diferentes redes sociales, hay muchos estudios realizados y para ejemplarizar este artículo, tomaré el realizado por la web especializada en comercio electrónico Marketing 4 eCommerce (marketing4ecommerce.net), la cual en enero de este 2021, ofreció una amplia lista de diecisiete redes sociales que posicionaron en los puestos según su número de usuarios. Nosotros tan sólo vamos a tomar las siete primeras por ser las más representativas, pues a partir de ahí los usuarios caen en picado. Así tenemos:

Facebook: 2.740 millones de usuarios
YouTube: 2.291 millones de usuarios
WhatsApp: 2.000 millones de usuarios
Messenger (de Facebook): 1.300 millones de usuarios
Instagram: 1.221 millones de usuarios
WeChat: 1.213 millones de usuarios

Así, con estos datos, tenemos un claro ganador Facebook, pues, aunque la gente más joven está emigrando a otras plataformas como Twitter (353 millones de usuarios) o Instagram, lo cierto es que Facebook ofrece todo un mundo de posibilidades que no ofrece ninguna otra plataforma. Y lo mismo ocurre con YouTube, ninguna de esas dos plataformas tiene un rival real y consolidado al que pueda emigrar quien no esté conforme con las diferentes políticas de uso de esas gigantescas redes sociales.

También hay que hacer notar que YouTube pertenece a Google, y si hablamos de YouTube hablamos de Google y todo el mundo que hay a su alrededor, siendo otra de sus marcas estrellas Gmail.

Pero, ¿realmente las redes sociales tienen los millones de usuarios que dicen tener? No. Por supuesto que no, pues una cuenta en una de esas redes sociales no indica que sea un usuario unitario. Es decir, un usuario unitario es una persona física o bien jurídica (empresa) que dispone de una cuenta y sólo una, pero en realidad todos sabemos que esto no es así, pues hay empresas y personas, (igual incluso alguien esté leyendo este artículo), disponen de dos o más perfiles o cuentas en una misma red social. Además, existe quien tiene centenares o miles de cuentas falsas con las que apoyan eventos o personas, o bien arremeten contra quien no es de su agrado. Y este caso de tener cientos quizá miles de cuentas falsas, no es tan inusual como pueda parecer.

Además, también hay que tener en cuenta las personas que abandonan sus redes sociales y nunca más vuelven a utilizarlas. Esto se nota sobremanera cuando por algún casual accedes a alguna de esas cuentas y ves que la última actualización se realizó muchos años atrás.

Pero no contento con eso y entrando algo en el plano sensible, también tenemos todo un grupo de perfiles de personas que han fallecido y continúan estando activos, pues, aunque Facebook, por citar una red social, te da la opción de qué hacer con tu cuenta cuando mueras, (opción algo macabra), la verdad es que para que esta red social sepa que alguien ha muerto, se lo debe comunicar algún vivo y esto no suele ocurrir demasiado a menudo. Por citar una cifra, ya que estamos con estadísticas, en España, un país de un tamaño bastante reducido, en 2018, antes de que comenzara la pandemia producida por el Covid 19, según el INE (Instituto Nacional de Estadística) murieron 427.721 personas, con esto nos podemos hacer una idea de las personas que mueren anualmente en todo el mundo y de ellas, las que tendrían cuenta en alguna o muchas redes sociales.

Pero no contento con esto, redes sociales como YouTube/Google, han implementado la confirmación de ingreso en la red en dos pasos, eso quiere decir que para poder ingresar en tu red social una vez has salido de ella, debes confirmar que eres el dueño de la red social a la que pretendes entrar, primero a través de un correo-e y posteriormente a través de un código que te envían al teléfono, pero la gente Montain View en California (Estados Unidos), no tiene en cuenta que perder o que te roben un teléfono, es más habitual de lo que nos pueda parecer, a lo que debemos de sumar la posibilidad de cambiar de número de teléfono y volver a ingresar en YouTube, por ejemplo, sin haber cambiado previamente el número en la configuración de tu perfil, con lo que nunca puedes confirmar el segundo paso, ya que sea de la forma que sea, al número de teléfono que pusiste en la configuración ya no puedes acceder. Y como toda solución YouTube/Google sólo argumenta que abras una nueva cuenta, con lo que ellos mismos están favoreciendo la creación de segundas o terceras cuentas con las que inflar sus estadísticas de usuarios, mientras que dejan muertas en su servidor cuentas que podían seguir activas y totalmente vivas y funcionales.

Con todo lo dicho no quiere decir que Facebook que es la primera red social a nivel mundial en número de usuarios se fuera a quedar sin estos, no, pero si un lector avispado hace números con todos los datos aportados en este artículo, podrá comprobar que es muy posible que pudiera quedarse con algo menos de la mitad de sus usuarios, y aunque 1.300 millones de usuarios también es una buena cantidad, de ninguna manera es la que comunican en las estadísticas oficialmente.

En otra ocasión, si viene al caso, hablaremos de las restrictivas formas de utilización de las redes sociales y las censuras que están aplicando, en la mayoría de las ocasiones sin ninguna base o fundamento sólido para hacerlo.

Despierta mundo, el poder reside en el interior de cada persona.

 
 
 

Fuente:
El Periódico de Aquí

 
 
 
 
     
   
 
    Amigos conectados     Arriba